Bernarda-Juli Fernández Grande 

Sobre Bernarda-Juli

Mama, nunca imaginé que te irías de este modo tan cruel, sin poder estar a tu lado y acompañarte en el proceso. En una situación surrealista, de ciencia ficción, donde todos estábamos encerrados, las calles se encontraban desiertas, los hospitales colapsados…. tú te marchaste solita, en silencio. El dolor de tu pérdida es inmenso y a eso se suma el que nos privaran de estar a tu lado de forma presencial, aunque te aseguro que estábamos allí con el alma y el corazón. Lo siento horrores y a veces no puedo evitar sentirme culpable de que tuvieses que pasar por esa soledad.

Nos faltaron los últimos besos y abrazos que esta pandemia nos robó. Te quedaban todavía cosas por vivir y compartir, disfrutar de tu bisnieto y de todas esas pequeñas cosas que te hacían tan feliz.

Mil gracias por tu amor incondicional, tu generosidad y tu alegría. Eternamente joven, siempre positiva y fuerte, al mismo tiempo tierna y cariñosa. Nos enseñabas todos los días con humildad y mucho humor, un humor muy especial que siempre recordaremos. Siempre tenías una alegre sonrisa que ofrecer y nos contagiabas tus ganas de vivir. Te hacías querer, cualquiera que te conociera te tenía que querer.

Mil gracias por estar ahí siempre. Nuestras almas seguirán conectadas y algún día nos volveremos a abrazar. Te queremos y siempre te llevaremos en nuestros corazones.

Tu familia

Sus Familiares y Amigos

Su hija Julia y toda su Familia

ENCIENDE UNA VELA

Por Bernarda-Juli

Enciende una vela como acto simbólico de reconocimiento, homenaje y empatía. Por los fallecidos; por sus familias, amigos y compañeros.

5 comentarios en “Bernarda-Juli Fernández Grande

  1. La verdad q es injusto lo q le tocó vivir en los últimos días de su vida! Fue una mujer muy alegre y vital ,se desvivía por su familia y siempre con una sonrisa.Te echaremos de menos tía. D.E.P

    1. Mariate, qué recuerdos…… qué pena que la vida nos haga distanciarnos en algunos momentos, pero está claro que nos llevamos en el corazón. Mil besos

  2. Dicen que “los amigos de mis amigos son mis amigos” , yo añado ” la madre de mi amiga también es mi madre”.
    Hace 17 años la vida nos hizo coincidir y desde el primer día me ofreció su cariño y su sonrisa.
    Descanse en paz.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos obligatorios están marcados *